miércoles, agosto 13, 2008

Y se publicó...

Editorial Entropía acaba de publicar Ifigenia en, en una antología de autoras jóvenes. Creo que Ifigenia en fue un buen comienzo. Es una pieza muy corta, llena de pre-potencia, de error, y de libertad: exactamente una primer obra. Es la que abre la saga trágica y por tanto la que auspicia un mundo por el que aún sigo caminando.

lunes, febrero 25, 2008

Recomendación

PALABRA DE EXPERTO (Clarín Viajes 24-02-08) Humberstone, Chile Agustina Gatto / Si van al norte chileno, no dejen de visitar Humberstone, en las afueras de Iquique, en la zona de Tarapacá. De clima desértico y de una gran extensión, el pueblo se abre entre montañas y sal. Allí vivieron los salitreros hacia fines del 1800. Tenían sus casas, iglesia, escuela, un hermoso teatro, plaza y, por supuesto, la gran planta productora. Humberstone es un viaje en el tiempo, un acercamiento al clima y paisaje del western, y una visita a un museo de incalculable belleza.

jueves, febrero 14, 2008

Una foto...

... que nos manda la compañía Teatro Corpus, de Brasil, con quienes hemos compartido el festival de Chile.

sábado, enero 05, 2008

Imagenes de Ifigenia en, en Iquique

Fachada del Teatro Municpal.
Teatro Municipal. Miércoles 16 de enero de 2008, 21: 30 hs. Como la alcaldesa decidió cerrar el teatro para ponerlo lindo, las funciones fueron al aire libre. La puesta se vio bastante alterada, sobre todo en cuanto a la proyección. Pero teníamos un paisaje de montañas y un cielo abierto, que hacían creer, cuando la música de Falcoff sonaba, que los griegos y el western tenían más en común de lo que ya suponíamos.
Descanso en la playa.
Jorge Sarmiento Llamosas, el afable director del elenco peruano y el augusto dramaturgo chileno Sergio Arrau.

viernes, diciembre 21, 2007

La Nación habla de los blogs

"En el blog de Ifigenia en ( http://www.ifigeniaen.blogspot.com/ ) las directoras Agustina Gatto y Flavia Gresores han subido fotos de ensayos, comentarios, reflexiones y hasta dibujitos." Los dibujitos están muy agradecidos! Nota completa

domingo, diciembre 02, 2007

lunes, noviembre 26, 2007

Premio S

Agustina Gatto ha sido distinguida con el Premio S por su trabajo en Ifigenia en.
Nuestro total agradecimiento al señor S. La otra distinguida, es Romina Paula, por su labor como directora en Algo de ruido hace.
(Old Girl hace una augusta reverencia).
Este premio está destinado a producir el próximo espectáculo de quien lo recibe, en nuestro caso, Buscado.

jueves, noviembre 22, 2007

Un final como corresponde

Fiesta de producción.
Con la augusta presencia de DJ Covadonga, y su excelntísima música.
Por favor no te confundas, es el sábado, casi domingo, o sea, cuando se te hacen las 23:50 del sábado, ya podés ir saliendo.

martes, octubre 30, 2007

Después de cinco meses en cartel...

Ifigenia en, se despide... Termina en Noviembre, si no la viste, vení... o no. Nosotros avisamos: son las últimas funciones. Y no vuelve.

jueves, octubre 18, 2007

Festival Internacional de Teatro de Iquique

Ifigenia en, seleccionada para participar en el Festival Internacional de Teatro 2008, IQUIQUE, CHILE.

martes, octubre 09, 2007

Matías Capelli, para Inrockuptibles

En su primera obra como dramaturga, Agustina Gatto se propuso nada más y nada menos que la ambiciosa tarea de releer el mito clásico de Ifigenia en clave contemporánea. Una puesta en escena sumamente original (a cargo de Agustina, su hermana Anabella y la codirectora Flavia Gresores) logra actualizar la historia familiar de dos hermanos separados por su madre que vuelven a encontrarse después de mucho tiempo. Y es justamente a partir de la incorporación de procedimientos "modernos" de los que se vale la puesta (la música en vivo de Nicolás Falcoff, proyecciones y dibujos), que la adaptación encuentra su punto de equilibrio, entre Sófocles y el western. Aunque los tres personajes nunca terminen de despojarse del corset rígido de la tragedia clásica, al que Gatto decidió no renunciar del todo. ¿El motivo? "No me interesba evitar cierta zona que podía pasar por solemne, sobre todo en las primeras funciones. Me cansaron las historias mínimas y las caras de nada, eso ya no es riesgoso", dice Gatto. La obra sigue en cartel hasta fin de mes.

martes, septiembre 25, 2007

Laura Ventura, para Culturar Web

CRÍTICA DE TEATRO // “IFIGENIA EN”: CUANDO LOS QUE DEVORAN SON LOS QUE ESTÁN DENTRO Por: Laura Ventura - 24/09/2007 Con una puesta novedosa, el mito de Ifigenia que ha inspirado a tantos dramaturgos a lo largo de la historia, se puede apreciar en clave de documental, en El Excéntrico de las 18º. Separada de su familia, quien la entregó en sacrificio para calmar el capricho de los dioses, Ifigenia reconoce años después en un viajero a su propio hermano, y juntos huyen para reconstruir su identidad. Sólo luego de saber quiénes son y de verse cada uno en el otro, pueden comprender su historia y el origen que los enlaza. “Ifigenia en” es una adaptación de la tragedia que inspiró a Eurípides, Goethe y Racine llevada a la era del video con una llamativa adaptación que logra la inclusión de la tecnología, sin que la esencia del mito se vea afectada. Agustina Gatto escribió, dirigió e interpreta a la heroína, obsesionada con encontrar la verdad de su familia y conocer su pasado, escudada sólo con una cámara en la mano. La pieza que, junto con su hermano (Julián Larquier) busca lograr encajar en su rompecabezas incompleto es la de una madre (Marta Haller) que le confiesa que nunca la amó. Pero esta adaptación se distingue de otras por la interesante puesta en la que mediante un juego de sombras los actores -de riguroso blanco y negro, sólo el círculo rojo de la cámara prendida contrasta- cuentan la historia. En el fondo, una pantalla que proyecta sus siluetas y evoca un paisaje. A la derecha del escenario, una guitarra (Nicolás Falcoff) con melodías desgarradas que colabora a crear la tensión del reencuentro, el dolor de conocer la verdad, y la valentía de poder alejarse de aquello que hiere. El arte de Anabella Gatto le regala al espectador un final lúdico en el que se aprecia el talento de la artista en dibujos y en la original animación. Fe de Erratas (que pone Agustina): la obra no está basada en el mito de Ifigenia, sino en las tragedias sobre los Atridas. http://www.culturar.com/notas.php?id=645

viernes, agosto 17, 2007

Gabriel Katz, para Escena 71

Audacia, sensibilidad y refinamiento.
"Ifigenia en" está inspirada en tragedias de Esquilo, Sófocles y Eurípides sobre la familia de los Atridas. La obra es esto y mucho más: es también un audaz, sensible y a la vez refinado cruce entre lo griego y el género western. La Documentalista y El Forastero son una pareja de hermanos que fueron separados por su madre. El desértico regreso de El Forastero que llega a la casa familiar junto a un amigo, se transforma en la posibilidad de ayudar a su hermana a realizar su ansiado proyecto: un video-documental autobiográfico en tiempo real. La obra invita a sumergirse en la profundidad de los textos de Agustina Gatto que acompañados por imágenes, y sombras que se proyectan frente al público, logran un efecto tan sencillo como ambiguo, el de estar en presencia de una tragedia épica. Acaso éste sea uno de los mayores y maravillosos logros de "Ifigenia en", el de inventar un tiempo y un lenguaje nuevo, cansino y a la vez devastador. Acertadas actuaciones, una sutil y elegante puesta en escena, y las magníficas intervenciones musicales de Nicolás Falcoff, hacen de "Ifigenia en" una imperdible obra teatral que merece ser vista y olfateada con mucha atención.

jueves, agosto 02, 2007

Brenda Fontán, para revista 23

Un texto de calidad basado en los trágicos griegos. Tragedia en video. Un encuentro: dos hermanos que hace años no se ven. Ella es documentalista; él, un forastero. Se reúnen para hacer un documental en tiempo real sobre su propia familia. También está la madre de ellos y un amigo de él. Se les suma la imagen de una hermana que ya no está y la de un "superpadre". Ifigenia en, con textos de Agustina Gatto, está inspirada en tragedias de Esquilo, Sófocles y Eurípides sobre los Atridas. Durante toda la obra se juega con las sombras y las fotos que se proyectan frente al público. Un juego de imágenes y texturas que ayuda a meterse en esta gran tragedia. Un texto profundo, de una sensibilidad y una calidad impresionantes. Los personajes no sólo son ellos sino también Electra - documentalista -, Clitemnestra - madre-, Orestes - hermano-, y Pílade - amigo del hermano -. Esto se ve, se entiende, se presiente, está tan presente como ausente. Tanto las actuaciones como la música en vivo de Nicolás Falcoff, son impecables. Una obra para ver y leer - próximamente editará el texto la editorial Entropía-. Un gusto para darse cuando comienza el fin de semana.

miércoles, agosto 01, 2007

viernes, julio 27, 2007

Libros animados de Ifigenia en

Si querés recibir el auténtico librito animado de Ifigenia en, con dibujos de Anabella y textos de Anabella y Agustina, o sea, una creación de las hermanas Gatto, dejá tu comment diciendo "Yo quiero el librito" y Old Girl te lo envía a la brevedad.
Ó acercate a los lugares de venta:
El Excéntrico de la 18, Lerma 420 http://www.elexcentricodela18.com.ar/
Espacio Callejón, Humahuaca 3759

domingo, junio 03, 2007

El western

Dice André Bazin, del western, esto:
La transposición épica aparece desde la composición misma de la imagen: su predilección por los vastos horizontes, los grandes planos de conjunto que promueven siempre la confrontación del hombre con la naturaleza. El western ignora prácticamente el primer plano y casi el plano americano; es afecto, en compensación, al travelling y a la panorámica que niegan el cuadro de la panatalla y restituyen la plenitud del espacio. La Guerra de Secesión pertenece a la historia del siglo XIX y el western ha hecho de la guerra de Troya la más moderna de las epopeyas. La Marcha hacia el oeste, es nuestra Odisea.

lunes, mayo 21, 2007

¿Uno o dos?

Hay siete puertas. A ambos lados de las primeras seis, un soldado de Etéocles y uno de Polinices, esperando que la puerta sea franqueada para matarse. En la séptima puerta, los propios Etéocles y Polinices esperan. Cuando la puerta se derriba, se matan. En las seis primeras, el odio es contra lo distinto, contra el enemigo, y hay una ley: para unos la de Etéocles, para otros la de Poinices. En la séptima, el odio es contra lo mismo: Etéocles y Polinices son hermanos gemelos, la ley ya no existe, porque ellos son la ley (encarnada). La tragedia versa de la especularidad, los personajes son el mismo número, al restarse dan cero. Creo que esta foto podría ser de una puesta de Los siete contra Tebas (lean Esquilo!).
El caso es el mismo para Electra y Clitemnestra, en nuestra obra LA DOCUMENTALISTA y LA MADRE. Intento sin embargo que algo (un tercero, una suerte de ley), rompa el espejo. Y, creo, me acerco Esquilo, en su preocupación por buscar esa ley (ver Las Euménides).
La imagen es de Thomas Allen

martes, enero 02, 2007

La tragedia y su doble

¿La tragedia sucede en los cuerpos o en la sombra de los cuerpos? Aquí se filma, allí se mata.
Fotos: Anabella Gatto (ensayo del 27-03-07)

viernes, diciembre 01, 2006

Construcción del personaje trágico

Este texto, lo escribí para el primer elenco (en el que yo no actuaba). En realidad, no tiene que ver con lo que pasa en la obra, sino que es una apertura, mía, hacia una resonancia que encuentro en Electra.
"Tengo un recuerdo: yo de niña jugando en la arena, mi padre está a mi alrededor y me enseña a construír un castillo. Tengo utensillos plásticos y, como una pequeña obrera, yergo las torres lo más alto que puedo. Esa imagen de mi padre es la de alguien indestructible: él sabe, tiene experiencia de playa. La imagen se repite, mis padres ya divorciados, en la casa en la que vivíamos y ahora está en venta. Hay remodelaciones y en una habitación encuentro una montaña de arena: me subo lo más alto que puedo y resbalo. Pero lo importante no es tanto el tobogán, sino mi padre viéndome caer y evitando la lastimadura. Yo juego. Y esa entrega sería el fin de todo relato, o el comienzo: aquella imagen irreproducible a partir de la cual comienzo a tratar con la historia. (Imagen a partir de la cual no puedo nada y entonces escribo). No puedo escaparle a la infancia, es verdad, pero la uso ahora, muy a mi gusto, para entrarle a esta heroína, la conjuro, impartiéndole una inocencia tajante: una niñez. Y la pongo en mí: esa imagen de mi padre por encima de todas las cosas, mi-padre-rey-de-mí-y-de-mis-cosas, me sirve para construír una primera imagen de ese sentimiento extremo: la posición de Electra es para mí indiscutible si recuerdo a mi padre en esas arenas. (Soy capaz de matar por él)." Agustina.

martes, octubre 10, 2006

El amor por la tragedia...

Esta obra está inspirada en algunas tragedias antiguas: La Orestíada, de Esquilo; Electra, de Sófocles; Ifigenia en Aulide, Ifigenia en Táuride, Electra, Orestes, de Eurípides. La intención fue hablar de una familia y no de un texto. Pertenece a la saga trágica: esta saga no significa que yo crea que escribo tragedias, sino que uso resonancias, ejes, patrones del género y, sobre todo, que comparto el amor que tenían los griegos por sus palabras (ellos las llaman "nombres") y la decisión de distribuirlas como cuerdas en un arco tenso.
Entre el hombre y los dioses, entre las palabras y las cosas, entre una persona y otra, hay una distancia que la tragedia empieza a intuir (sin poder todavía hacerla concepto) en la que es posible el espacio y el tiempo. En esa intuición, se despliega eso que define a la tragedia: un conflicto en toda su dificultad y en toda su belleza.

... y por todo lo que ella implica.

"Ifigenia en" es, mi relación con mi biografía (un lugar de habla), mi fe en la Naturaleza, el amor, el mito (la palabra - la historia intervenida por la ficción). Ese "en", palabra final del título, no solo es un juego con los originales (Ifigenia en Aulide, Ifigenia en Táuride) y una referencia concreta a lo que pasa en la obra, sino también, una falla, un lugar no completo para que todo lo que no conozco, ojalá, advenga. Ojalá quiere decir "y quiera Dios". (Hablando de tragedia, ese Dios, cabe). Ojalá, más de esas cosas como la música de Pablo, los dibujos de mi hermana y la animación que les dio Alberto, lo que sucede entre los actores cada ensayo-función, y la lluvia que no para de opinar.
Agustina
"Los mortales habitan en la medida en que reciben el cielo como cielo. Dejan al sol y a la luna seguir su viaje; a las estrellas su ruta; a las estaciones del año, su bendición y su injuria; no hacen de la noche día ni del día una carrera sin reposo." Cita aportada por nuestra arquitecta-escenógrafa, Anabella Gatto. Pertenece a Martin Heidegger (polémico artículo en el que habla del habitar, y bello).

La música

"El primer vals" es una canción de Pablo Dacal, está en el disco "13 grandes éxitos" (Pablo Dacal y la Orquesta de Salón). Cuando la escuché, me conmovió tanto! Y sentí que hablaba de la obra - otorgándole luz -. La habré escuchado unas 50 veces, y lo sigo haciendo. Me parece, como mínimo, hermosa. Ahí va la letra. Eramos dos y la noche al fin / Flotando en nuestro balcón/ Voy a beber la razón de ser / Dentro del cuerpo hay un secreto/ Eramos puro poder fatal/ Tomando todo a la risa/ Es un buen tiempo si puedo mirar / Se que no hay nada, sólo quiero poder sonreír / Muy aburridos de andar atrás/ Éramos dos y un disfraz/ Siempre con la libertad de decir/ “Voy a salir a buscarme / Voy a buscarte en mi casa/ Voy a encontrar el camino que guarde / Alguna mañana de sol en mi casa” / Soy dependiente de ir y violar la voluntad de gozar/ Hoy necesito una dama fugaz/ Guardo princesas, abandonadas/ Desordenado al hablar de mí / Quiero dejar de pensar/ Siempre con la libertad de decir / “Voy a salir a buscarme/ Voy a buscarte en mi casa / Voy a encontrar el camino que guarde/ Alguna mañana de sol en mi casa”

Ensayo del 11-10-06

La Documentalista tirada en el piso (y tentada) en una escena que ya no está más.
(¿Esto es un guiño de autor?)
La Madre (a la documentalista que la filma): Y ahora... me vas a explicar cómo tengo que hablar de mi hija, vas a decir que la carta la escribió gracias a vos, que 'el texto' es tuyo?